Consejos para una buena higiene y aseo de tu gato

Los gatos suelen dedicar mucho tiempo a asearse por ellos mismos, pero también necesitan de una mano por parte de sus cuidadores y dueños para tener una higiene completa. 

Por eso, en Dinky queremos compartirte estos tips importantes para crear una rutina de aseo que además refuerce los lazos con tu #amigofiel. 

Cepilla a tu gato semanalmente para cuidarlo y consentirlo

Cepillar a tu gato no es solo importante por un tema estético, sino porque, además elimina los cabellos muertos, evitando así las bolas de pelo que en muchas ocasiones ellos mismos pueden llegar a tragar. También, te ayuda identificar la presencia de pulgas o garrapatas en su pelaje e indudablemente es un momento de conexión con tu gato, pues es una forma de mimarlo. 

Lo ideal es que lo hagas una vez a la semana si tu gato es de pelo corto y si es de pelo largo un par de veces más. Cepíllalo suave para que no se asuste ni se oponga a esta rutina, en dirección al crecimiento de su pelo y luego a contrapelo para retirar el pelaje muerto. Si te encuentras con nudos, pasa el cepillo suavemente hasta soltarlos, sin jalarlos para no lastimar a tu mascota ni dañar su pelaje. 

El baño con agua y shampoo también es para los gatos

No es un mito que los gatos no son muy amigos del agua, pero, aunque parezca que se limpiaran por si solos, en su pelaje suelen acumularse residuos de arena y suciedad, por lo que necesitan de un baño más profundo para quedar completamente limpios. 

Para que tu gato no salga corriendo cada vez que vas a bañarlo, intenta hacer de esta la mejor experiencia para ambos, no te estreses porque tu gato lo percibirá y reaccionará de la misma forma. Es importante que uses productos adecuados su ph, como nuestro Shampoo 2 en 1 Dinky para gatos que cuida de su pelaje y piel. 

Protege sus oídos, ya que, si se mojan les genera una gran molestia, para esto puedes usar tapones que los cubran y usa pequeñas cantidades de agua, puede ayudarte utilizar una tina e ir mojando de a poco su cuerpo con un recipiente, luego masajéalo al aplicar y retirar el shampoo para que disfrute de un momento relajante. 

Es clave que no se deslice, apóyalo en una toalla o un antideslizante en la base para que tenga estabilidad y sus uñas puedan agarrarse de allí, así se sentirá más seguro.

No lo bañes muy seguido, se recomienda hacerlo en intervalos de 5 semanas, pero si tu gato aún está limpio puedes esperar más, lo ideal es que lo hagas cuando sea necesario.

Cuida de las uñas de tu gato

Las uñas de los gatos crecen constantemente y muy rápido, es por esto, que cuando están demasiado largas intentan rascarlas con cualquier cosa que haya en su entorno para desgastarlas, porque se sienten incomodos. La recomendación, es que acostumbres a cortárselas desde pequeño, puedes hacerlo tú mismo o con ayuda de un experto. 

Si lo haces en casa utiliza un corta uñas especializado para gatos y sólo corta la punta con mucho cuidado, evita tocar la pulpa rosada, ya que, coartarías un vaso sanguíneo que puede dolerle mucho y si lo cortas será muy difícil de controlar el sangrado. 

Mantén una buena higiene bucal en tu gato

Así como con el resto de la rutina de aseo, debes enseñar a tu gato desde muy pequeño a la limpieza de su boca y a que se familiarice con los cepillos de dientes, para esto necesitas paciencia y limpiarlo con delicadeza. Recuerda, también, usar un cepillo y crema dental para gatos, nunca de humanos, pues podría ser perjudicial para su salud.  

Hazlo a diario y mantente alerta de los síntomas de enfermedades dentales como mal aliento, encías muy rojas, sarro amarillo o marrón y saliva excesiva. Una mala higiene bucal puede provocar enfermedades como caries y gingivitis que pueden incluso desencadenar problemas en su alimentación y afectar otras partes de su cuerpo. 

Así mismo, es muy importante llevarlo a una revisión por un profesional al menos cada seis meses. 

2 comentarios en “Consejos para una buena higiene y aseo de tu gato”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.